19/08/2018 a las 02:19:36 PM | Regresar

El banquillo más caro del Barça: 294 millones

El banquillo más caro del Barça: 294 millones


Nunca el banquillo azulgrana de una primera jornada liguera valió tanto dinero.


El banquillo del Barcelona del este sábado frente al Alavés fue de auténtico lujo. Nunca en la historia del Barcelona hubo tantos millones sentados al lado de su entrenador. Valverde había optado por alinear un once formado por jugadores que habían estado la temporada anterior ya en el Barcelona. Todas las incorporaciones de este verano se sentaban en el banquillo y a ellos había que unir el fichaje más caro de la historia del club azulgrana como es Coutinho.


En total, la suma del dinero pagado por los traspasos de estos siete jugadores ascendía a 294 millones: Cillessen (13), Coutinho (155), Malcom (41), Lenglet (35), Arthur (31) y Arturo Vidal (19). A los siete había que añadir Rafinha que no había costado nada.


Nunca el banquillo azulgrana de una primera jornada liguera valió tanto dinero. El de la campaña anterior ya se había puesto por las nubes con los 131 millones de coste de sus integrantes, pero es una cifra que ni siquiera llega a la mitad del de esta campaña. Un ascenso que se ha ido produciendo en los últimos años de manera paulatina, pero no con un salto tan radical.


La calidad de estos jugadores es una garantía para Valverde. A un once altamente competitivo como se demostró este sábado, hay ahora un banquillo que ofrece numerosos recursos al técnico. La situación ha experimentado un giro radical respecto a la temporada anterior, en la que en numerosos partidos Valverde andaba escaso de soluciones.


La secretaría técnica ha trabajado con el fin de solucionar esta falta de recursos. En primer lugar, dando salidas a esos jugadores que no contaban para el técnico. Son los casos de Aleix Vidal, André Gomes, Digne o Yerry Mina. Y, paralelamente, han trabajado para incorporar calidad a la plantilla.


Poca Masía


La lectura negativa es que la presencia de nuevos jugadores foráneos deja muy poco espacio a los futbolistas formados en La Masía. El sábado solamente Rafinha se había criado en las categorías inferiores azulgranas. Si la tónica es que el valor del banquillo va en aumento, también lo es que cada vez hay menos jugadores de la casa.


Revisando los primeros partidos de cada temporada, se puede observar esta tendencia. El pasado año fue similar al de esta campaña, mientras que hace cinco temporadas todos los componentes del banquillo procedían del fútbol formativo azulgrana.


Unos datos que se añaden a la polémica que se vive en Barcelona sobre el estilo del equipo. La pérdida de jugadores de la cantera y la evolución del 4-3-3 al 4-4-2 es la comidilla en todos los foros azulgranas, que se centran en la crítica por la pérdida de identidad.



MARCA


Noticias relacionadas

Sitio web desarrollado por: Hance & Pirela

Espacio disponible para publicidad

Espacio disponible para publicidad