05/03/2018 a las 09:49:28 AM | Regresar

10 looks que puedes intentar si no quieres gastar en ropa

10 looks que puedes intentar si no quieres gastar en ropa



Gastar en ropa no es algo importante para algunas chicas y para otras es como un vicio. Sin embargo, cuando no ganamos el suficiente dinero o no queremos desfalcar a nuestros padres, no queda otro remedio más que adaptarse a lo que hay. Gastar dinero para vestir bien es sólo un factor, porque con un buen gusto y una mente creativa puedes sacarle provecho a cualquier prenda. Si tu economía está un poco apretada, te dejaremos 10 looks que puedes intentar sin gastar nada.

Ese vestido formal que sólo usaste para una ocasión, puede convertirse en un vestido casual de diario, lo que debes hacer es combinarlo con un par de zapatillas y un look desarreglado.

Crea un nuevo look en donde tus prendas opuestas se unan, es decir, combina la ropa formal que casi nunca usas, con tus prendas de diario para darles otro aire.

Busca en el armario de tu novio y róbate una que otra prenda, obviamente con ‘V’ de vuelta. Por ejemplo, una de sus camisas largas, así puedes experimentar otros looks sin tener que gastar un centavo.

El armario de tu mamá puede llegar a sorprenderte, porque aunque su ropa parezca aseñorada, te apuesto a que guarda una prenda de su adolescencia escondida. Puedes encontrar chaquetas, chamarras o hasta faldas con un toque vintage.

Un par de medias son generalmente económicas. Puede que digas ¿para qué quiero unas medias? Pero agregándole unas medias a tus looks con faldas o vestidos, se verá completamente diferente y no parecerás un retrato.

Agrega a tus outfits accesorios como sobreros, pashminas, bufandas y hasta joyería. Porque los accesorios pueden transformar un outfit que te pondrías normalmente, en uno que parece bien pensado y alineado.

Intercambia prendas o cosas con tus amigas. No les estamos sugiriendo cambiar de calzones, pero sí es válido intercambiar bolsos, zapatos o hasta vestidos, para que puedas crearte looks nuevos al igual que ella.

Esa ropa que guardaste de alguna de tus etapas de adolescente, puedes adaptarla con tu ropa actual. Así darás un aire nuevo a tus outfits y al mismo tiempo, te sentirás felizmente nostálgica.

El vestido que usabas muy seguido hace un par de años y que dejó de quedarte ¡Puedes usarlo como blusa! Crecer es parte de la vida y hay que aceptarlo, pero un buen vestido no debería ser desperdiciado. Puedes recortarlo un poco (si sabes) o usarlo con unos jeans debajo.

El clásico Little Black Dress (pequeño vestido negro) será una súper ultra mega turbo inversión. En lugar de gastar en mucha ropa, escoge un LBD, porque es una prenda que se adapta a cualquier situación, va bien con cualquier calzado y nunca pasa de moda.

Eslamoda

Noticias relacionadas

Sitio web desarrollado por: Hance & Pirela

Espacio disponible para publicidad

Espacio disponible para publicidad